miércoles, 12 de agosto de 2009

La reina de los besos (Reseña)

“La reina de los besos” (Editorial Corimbo, 2007) es un cuento para todos. Para los pequeños por que les enseña un valor que es fundamental y que se olvida muy rápido: que el afecto, el amor, está en casa, muy cerca, no hay que viajar tan lejos para encontrarlo. Pero es allí precisamente donde el cuento de Kristien Aertssen (Amberes, 1953) enfoca a los padres: ellos muchas veces olvidan que lo más importante que tienen está en casa: sus hijos.
“La reina de los besos” es el periplo de una niña que tiene una madre, la Reina, tan ocupada que la obliga a buscar en otros reinos a la reina de los besos. La princesa viaja por el mundo en el avión real y se encuentra a otras reinas, la de las flores o la de los gatos, mientras en su palacio, como contraste vemos como la Reina va agotándose de tanto reinar y al final termina por echar de menos a su Princesa y a estar preocupada. Entonces se revela la necesidad de ambas: el afecto de la una hacia la otra.
Un cuento bellamente ilustrado, con dibujos sencillos y con una historia cadenciosa que ayuda a recordarla muy bien. “La reina de los besos” nos enseña que lo más importante que tenemos lo tenemos muy cerca, que los besos lejanos o las atareadas vidas que llevamos no deben privarnos de los besos más maravillosos del mundo: los de mamá.
Reseña aparecida en El Placer de la Lectura

No hay comentarios: